Facebook Twitter Google +1     Admin

Lo humano habita ya en Dios mismo

20090523110440-ascension-senor-jesucristo.jpg

Lo celebraremos a lo grande este domingo.

Cristo se llevó al cielo su cuerpo humano, transformado y resucitado, lo que nos permite esperar que todo lo nuestro también podrá alcanzar esa misma meta. Nos espera la felicidad, la vida... ¡Que gusto, qué alegría!

Una pequeña satisfacción personal añadida: Un grupo de amigos, en San Vicente (El Salvador), serán admitidos como "Candidatos a las Sagradas Ordenes" ¡Felicidades! ¡Quien pudiera estar por allá!

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris